Deprecated: iconv_set_encoding(): Use of iconv.internal_encoding is deprecated in /home/naturfal/public_html/libraries/joomla/string/string.php on line 28

Deprecated: iconv_set_encoding(): Use of iconv.input_encoding is deprecated in /home/naturfal/public_html/libraries/joomla/string/string.php on line 29

Deprecated: iconv_set_encoding(): Use of iconv.output_encoding is deprecated in /home/naturfal/public_html/libraries/joomla/string/string.php on line 30

Deprecated: preg_replace(): The /e modifier is deprecated, use preg_replace_callback instead in /home/naturfal/public_html/libraries/joomla/filter/input.php on line 652
Naturfal

 

Presentación e historia del Ungüento NATURFAL.


En la villa de Falces es conocido como “El Ungüento de la Emelecia” (así se llamaba mi tatarabuela)

Este preparado, lo realizaba un entendido en botánica, que de vez en cuando visitaba la villa de Falces 
La señora Emelecia, tenía una taberna-tienda por la cual pasaba este señor y le suministraba dicho ungüento. 

Un buen día, éste señor le comunicó a mi tatarabuela que ya no tenía intención de volver a pasar por Falces y que le iba a enseñar a preparar este eficaz remedio.

Desde entonces, aproximadamente 1860, a día de hoy, mi familia ha seguido preparando este ungüento para consumo propio, únicamente para familiares amigos y conocidos.

No somos ni doctores ni farmacéuticos pero la experiencia acumulada a lo largo de los años nos da total confianza para seguir manteniendo viva la receta original.

La preparación la realizamos de manera totalmente artesanal y con los mismos productos que utilizaban antaño, sin conservantes ni colorantes.

Las personas que conocemos este ungüento, a veces, lo hemos utilizado de manera totalmente experimental para combatir alguna dolencia, obteniendo unos resultados exitosos.
A menudo, quedamos gratamente sorprendidos, cuando nos enteramos que ha dado excelentes resultados, al ser utilizado por primera vez, para combatir una dolencia. 

Podemos afirmar que no conocemos ni un solo caso en el que este ungüento haya perjudicado a nadie.

En muchos casos, hemos obtenido resultados sorprendentes habiendolo utilizando como ultimo recurso después de probar soluciones farmaceuticas sin éxito. 


Se ha utilizado para tratar los casos siguientes entre otros:

Fístulas, golondrinos, forúnculos, panadizos, uñeros, fisuras, eczema, erupciones cutáneas, astillas y pinchos alojados bajo la piel, hemorroides, quemaduras, infección de heridas, acné, granos en ingles y axilas, grietas en pies manos, llagas, ulceras cutáneas, entre otros.